El objetivo de este curso es conocer, profundizar y saber ejecutar estos tres procesos clave de la función financiera . Planificación, Control de Gestión y Valoración de la empresa.

El éxito para generar valor es directamente proporcional a la calidad de los procesos de la función financiera. Estos procesos garantizan los dos requisitos esenciales para que la empresa alcance sus objetivos, la rentabilidad y la solvencia.

Tres de los procesos clave son la Planificación, Control de Gestión y Valoración de la empresa.

En primer lugar, la Planificación se materializa en el Plan Financiero. Recoge de forma estructurada la información necesaria para la puesta en marcha y consolidación de la empresa. Nos va a servir para evaluar viabilidad económico-financiera y la rentabilidad del modelo de negocio o Business Plan.

El Plan Financiero traduce en números el modelo de negocio y da respuestas a preguntas cómo

  1. Las inversiones que debemos realizar para desarrollar la actividad.
  2. Los recursos financieros necesarios para llevar a cabo estas inversiones así como el origen de la financiación.
  3. La rentabilidad del modelo de negocio y el período de recuperación de la inversión efectuada.
  4. Cómo planificar nuestra financiación a corto plazo para conseguir el equilibrio financiero y con ello la sostenibilidad de la actividad.
  5. Cómo va a ser la evolución de nuestros resultados en función de las hipótesis establecidas.

En segundo lugar, el Control de Gestión es aquel conjunto de funciones y procedimientos que persigue la optimización de la administración de la empresa con el objetivo de alcanzar los objetivos previamente establecidos por la dirección.

Un efectivo Sistema de Control de Gestión parece fundamental en cualquier organización. Tras el proceso de Planificación Financiera, este sistema debe ser capaz de detectar desviaciones con la suficiente anticipación, lo que permitirá la puesta en marcha de acciones correctoras eficaces.

Establecer objetivos operativos a partir de los estratégicos, elaborar los presupuestos como herramienta de control, delimitar responsabilidades y consensuar un efectivo sistema de reporte, forman parte de este sistema.

El tercer proceso clave sería la Valoración de la empresa, ya que a la vista de la Planificación y del Sistema de Control de Gestión establecido, podemos realizar las proyecciones de los Flujos de Caja necesarios para realizar la valoración.

La valoración real de los activos, la rentabilidad de las inversiones o el valor para el accionista, son algunos de los motivos por los que se realizar este proceso de valoración en un entorno cada vez más volátil y más exigente.

Para finalizar, plantearemos un caso de éxito, el testimonio real de un CFO/CEO que ha realizado estos procesos. Nos ilustrará sobre los objetivos perseguidos y beneficios alcanzados tras realizarlos, así como las dificultades que se ha encontrado.

para más información, pincha aquí o descárgate el folleto pinchando aquí.Función Financiera

Un saludo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *